AL PONERSE EL SOL: ALBERTO RAMOS SANTANA “OCIO Y FIESTAS EN LA BAHIA DE CÁDIZ EN EL SIGLO XIX”

29 jul

Otro verano más podremos disfrutar de las conferencias en la Sede de TECNOTUR, en la Loma del Puerco (Chiclana de la Frontera). Será el día 30 de julio a las 20.00 horas y la dará D. Alberto Ramos Santana, Catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad de Cádiz, que nos ofrecerá la conferencia titulada “OCIO Y FIESTAS EN LA BAHIA DE CÁDIZ EN EL SIGLO XIX”.
alberto
Esperamos que podamos contar con tu presencia.

Alberto Ramos Santana nació en Cádiz en 1953. Es doctor en HIstoria por la Universidad de Sevilla, Catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad de Cádiz y director del Departamento de Historia Moderna, Contemporánea del Arte y de América de la Universidad de Cádiz.
Director del Grupo de Investigación “Estudios Históricos Esteban Boutelou” y de la Unidad de Estudios Históricos del Vino de la Universidad de Cádiz. Vocal de la Comisión Nacional del Bicentenario de la Constitución de 1812.

Aunque su trayectoria docente y académica la ha desarrollado en la Universidad de Cádiz, ha impartido Cursos en diversas Universidades Españolas y Extranjeras, entre los que podemos destacar OREGON STATE UNIVERSITY, Centro de Estudios Martianos de La Habana, UNIVERSIDADE DO PORTO, l´UNIVERSITÉ MICHEL DE MONTAIGNE-BORDEAUX III, Maison des Pays Iberiques, de la UNIVERSITÉ DE BORDEAUX III, CIESAS y Universidad Autónoma de México, Centro do Estudos de Historia do Atlantico en Funchal (Madeira), Universidad Internacional de Andalucía, Universidad Pablo de Olavide, Universidad Complutense, Universidad Autónoma de Madrid, Universidad de Córdoba, Universidad Autónoma de Barcelona, Universidad de Extremadura, etc.

Sus investigaciones han girado en torno a la Historia Social y de las Mentalidades, Historia de la Vitivinicultura y Las Cortes de Cádiz. Es autor de numerosos libros, capítulos de libros y artículos científicos en revistas especializadas, además de trabajos de divulgación.

Entre sus publicaciones dedicadas al Carnaval, podemos citar: .”Aproximación a una Historia del Carnaval gaditano”. En:Carnaval en Cádiz. Excmo. Ayuntamiento de Cádiz, Cádiz, 1983. (De este libro fue también Coordinador y autor del Prólogo).

Historia del Carnaval de Cádiz (Época Contemporánea). Caja de Ahorros de Cádiz, 1985.

“El Carnaval, péndulo político del reinado de Fernando VII”.Actas del I Seminario del Carnaval. Fundación Gaditana del Carnaval, Cádiz, 1986.

“El Carnaval y el poder: Una muestra de contestación popular a las restricciones en una letrilla de 1828″.Trocadero. Revista de Hª Moderna y Contemporánea. nº 3, Cádiz, 1991.

Coordinador general deCarnaval en Cádiz. Fascículos publicados por Federico Joly S.A. – Diario de Cádiz, Cádiz. 1993.

“Carnaval en la provincia de Cádiz”.Demófilo. Revista de Cultura tradicional de Andalucía, nº 24, Fundación Machado, Sevilla, 1997.

“Rasgos miméticos del Carnaval en la provincia de Cádiz”. En:Actas del VIII Congreso del Carnaval. Fundación Gaditana del Carnaval, Cádiz, 1998.

“El Carnaval”. En:Fiestas, tomo VII delProyecto Andalucía.Antropología. Publicaciones Comunitarias, S.A. – Grupo Hércules. Sevilla, 2003.

“La Transición del Carnaval en Cádiz”. En:1973-83. Crónica de un sueño. Memoria de la Transición democrática en Cádiz. C&T Editores, Málaga, 2003.

El Carnaval secuestrado. Ed. Quórum, Cádiz, 2002

Fue Director de los Congresos del Carnaval “Ciudad de Cádiz”, que se celebraron los años 1983, 1986, 1988, 1990, 1991, 1992, 1994, 1996, 1998 y 2002, y Presidente del Jurado del Concurso Oficial de Agrupaciones en el año 1995.

Fuente: Era.com

Cuando las cárceles flotaban

29 jul

Lourdes Márquez desentraña la etapa en que la bahía de Cádiz, tras Trafalgar, se llenó de barcos para encerrar a los franceses vencidos
Pedro Espinosa Cádiz 28 JUL 2014 – 00:14 CEST

Las guerras no terminan en una bandera blanca. Sus efectos permanecen más allá de la celebración de una victoria o la asunción de una derrota. La historiadora gaditana Lourdes Márquez, experta en la batalla de Trafalgar, la contienda que enfrentó en 1805 a los entonces aliados hispanofranceses frente a la Armada inglesa, se propuso saber qué había pasado con esos hombres que vivieron los años convulsos que terminaron en la Guerra de la Independencia, de cuyo final se cumplen ahora 200 años. Y supo que en las aguas de la bahía de Cádiz hasta nueve barcos sirvieron de prisiones, como relataba en una reciente conferencia en la casa de postas de Villanueva de la Reina, en Jaén. Navíos en los que la gente escapaba, asistía a teatro y conciertos y, en su mayoría, moría. Un mapa, descubierto en la Biblioteca Nacional de Francia por ella, fija la ubicación de esas cárceles flotantes. Los pontones.

Dibujo de Adolfo Valderas sobre una de las nueve embarcaciones usadas como prisiones en la bahía de Cádiz, publicada en 'Recordando un olvido'.

Dibujo de Adolfo Valderas sobre una de las nueve embarcaciones usadas como prisiones en la bahía de Cádiz, publicada en ‘Recordando un olvido’.

Cuando se cumplía el bicentenario de Trafalgar, Lourdes Márquez recibió el encargo de profundizar en el destino de los barcos naufragados. “Me di cuenta de que se había abordado mucho la táctica militar pero se había escrito poco de qué ocurrió con las personas”. La apasionante historia de esos sobrevivientes la llevó a avanzar unos años más e investigar qué fue de los prisioneros franceses que cayeron en la Poza de Santa Isabel, Villanueva de la Reina o Bailén. Los que habían sido aliados en Trafalgar pasaron a ser enemigos de los españoles y, a medida que iban siendo vencidos, eran llevados a esas cárceles flotantes.

“A las autoridades españolas se les planteó un verdadero problema para poder acoger a todos estos prisioneros de guerra que iban llegando”. Por eso se habilitaron viejos barcos desprovistos de todos los elementos de navegación. En total, fueron nueve, que Lourdes Márquez enumera en su libro Recordando un olvido (Círculo Rojo) , en el que, con ilustraciones del pintor Adolfo Valderas, disecciona la vida a bordo: “Las condiciones eran lamentables. Muchos las llamaban sepulcros flotantes. A los prisioneros de la armada de Rosily se les sumaron las tropas del general Dupont que cayeron derrotadas en Bailén”.

La investigadora se encontró con una dificultad. No había bibliografía anterior sobre el encarcelamiento de prisioneros franceses en estos pontones. Pero pudo localizar testimonios de soldados de ese país como Maffiotte, Henry Ducor o Claude Etienne Henry Bernard, el marqués de Sassenay, quienes estuvieron presos allí. Los barcos tenían 60 metros de eslora y 15 de manga. Llegó a haber hasta 1.000 hombres en cada navío. “Apenas había comida y bebida. Algunos testimonios hablan de episodios de canibalismo. Aparecieron enfermedades como el escorbuto”. Morían tantos que los cadáveres se arrojaban al mar, lo que originó un problema inesperado: “Hubo que prohibir tirar los cuerpos al mar porque los pescadores sospechaban del enorme tamaño que tenían los peces que nadaban en esas aguas plagadas de cuerpos putrefactos”.

Pero en esta dramática estancia, había respiraderos. Había tiempo para jugar a las cartas o para asistir a bordo a espectáculos como el de las sombras chinescas, precursoras del cine. En el pontón Castilla, donde eran encerrados los presos de clase alta, había conciertos en la cubierta principal e incluso la burguesía gaditana se acercaba a ellos en barcas. “Había repertorios de Mozart, Cherubini o fragmentos de ópera bufa”. El clarinetista Perret consiguió la libertad a cambio de deleitar con su música a un oficial inglés. La vida en los pontones inspiró la ópera Les pontons de Cadix, estrenada en París en 1836, cuyo libreto exhibe Lourdes Márquez en su libro.

Ilustración del pintor Adolfo Valderas

Ilustración del pintor Adolfo Valderas

Llegó un momento en el que la cantidad de presos obligó a tomar la decisión del traslado. En 1809, mil hombres fueron enviados a Inglaterra; 1.500, a Canarias; y 5.300, a Baleares. De ellos, 4.500 fueron abandonados en la isla de Cabrera. Lourdes Márquez destaca que de los 24.776 prisioneros militares y civiles de Cádiz, sólo sobrevivieron 7.082. Muchos de los que vencieron a la muerte no pudieron ganar a la cordura, como ha certificado el historiador alemán Hans-Dieter Zemke, quien recopiló datos de los soldados franceses muertos en el hospital de Sanlúcar entre 1810 y 1812. “Acabaron en manicomios o dedicándose a acciones humanitarias como sacerdotes”.

Lourdes Márquez ha relatado su trabajo en la conferencia de Villanueva de la Reina donde sí se han acordado de los 206 años transcurridos desde que allí se firmaron las capitulaciones para certificar la rendición del ejército de Napoleón o los 200 años desde el final efectivo de la Guerra de la Independencia. La historia sigue hablando como ese mapa que Márquez encontró en la Biblioteca Nacional Francesa y que sitúa perfectamente cinco de los pontones de Cádiz. Las cárceles flotantes donde se escuchaba música, se jugaba a las cartas, apenas se comía y que fue la tumba de tantos hombres.

Fuente: Elpais.com

La Guardia Civil realiza 96 inspecciones contra el expolio marino

29 jul

Ana Delgado Sevilla | Actualizado 19.07.2014 – 05:04

La Guardia Civil continúa con la protección de los yacimientos arqueológicos subacuáticos, en el marco de la segunda fase de la operación Ánfora que vela por la protección del patrimonio histórico español. En Andalucía se realizaron durante la operación 96 inspecciones, de las cuales 47 se llevaron a cabo en establecimientos y clubs de buceo y 49 de pecios, en Almería, Granada, Málaga, Algeciras, Cádiz y Huelva.

Con estas actuaciones los efectivos de la Guardia Civil intentan frenar el expolio de pecios y por tanto la posesión y la venta ilegal de bienes arqueológicos subacuáticos. Fundamentalmente, las apropiaciones indebidas que se pretenden evitar las llevan a cabo pescadores que encuentran en sus redes objetos del fondo marino, como piezas de cerámica, monedas o útiles de navegación y que se las quedan ilegalmente. Además pretenden impedir que buceadores aficionados se apropien de los objetos que encuentran y la actividad ilícita de buzos profesionales que se dedican específicamente a la búsqueda de estos materiales para comercializarlos.

Esta operación además de impedir el daño del patrimonio histórico de las aguas españolas busca concienciar a todos aquellos aficionados a las inmersiones y a los que viven del mar en aras de que reconozcan la importancia de estos materiales y la pérdida que supone su apropiación.

Fuente: diariodesevilla.es

Una veintena de alumnos de la UCA participarán en las III Prácticas de Arqueología en Sicilia

29 jul

Una veintena de alumnos de la UCA participarán en las III Prácticas de Arqueología en Sicilia
18 de Julio de 2014 13:15h

Estudiantes de Historia y Humanidades desarrollarán este verano tareas de campo en la Villa Romana del Casale, en un programa que coordinan las universidades de Sapienza y Enna

CÁDIZ.- Por tercer año consecutivo, los alumnos de la Universidad de Cádiz del grado y de la licenciatura en Historia realizarán durante este verano prácticas de Arqueología en Sicilia. La III edición de las Prácticas de Arqueología en la Villa Romana del Casale (Piazza Armerina, Sicilia) contará con la participación de 20 estudiantes de la UCA que se repartirán en dos turnos durante los meses de agosto y septiembre.

La vicerrectora de Proyección Internacional y Cultural de la UCA, Marina Gutiérrez, acompañada por el director general de Relaciones Internacionales, Juan Carlos García, y la responsable del programa, Lourdes Girón, ha recibido a la expedición estudiantil y les ha hecho entrega de unas camisetas de la UCA. Estas prácticas, dirigidas inicialmente a alumnos de Historia y Humanidades, constituyen parte del programa de becas UCA-Internacional del Vicerrectorado de Proyección Internacional y Cultural de la UCA para fomentar la internacionalización de sus estudiantes, facilitándoles la posibilidad de una experiencia académica en el extranjero.

La excavación de la Villa Romana del Casale está dirigida por la Universidad de Sapienza de Roma, bajo la dirección del catedrático de Arqueología, Patrizio Pensabene, con la colaboración del profesor Paolo Barresi, de la Universidad de Enna (Sicilia). Este yacimiento arqueológico es mundialmente conocido por sus mosaicos, de los que destacan tanto su magnífico estado de conservación como su extensión.

Desde el año 2004 se vienen desarrollado en la Villa Romana del Casale de Piazza Armerina nuevas investigaciones arqueológicas que inicialmente han permitido documentar un posterior asentamiento medieval de la cultura árabe-normanda. Más tarde, a partir de 2007, con motivo de las obras de restauración llevadas a cabo en los mosaicos y en las cubiertas del monumento, las investigaciones se dirigen directamente a la zona de la Villa, realizándose cortes estratigráficos en todas las zonas afectadas por las obras de conservación y restauración de la cubierta, según ha explicado la coordinadora de la UCA. Su estudio ha puesto de relieve la continuidad de la ocupación medieval de la villa. Durante la restauración salió a la luz una nueva pintura en la puerta de entrada con tres arcos, que hizo posible detectar un fuerte carácter militar en la decoración pictórica de la villa, en relación con importantes cargos militares y su posible conexión con los propietarios de la villa. Durante las últimas excavaciones se excavó en la zona sur de la villa, documentándose unas instalaciones termales de menor relevancia que las documentadas en la residencia principal.

En “este marco incomparable es donde los alumnos de la UCA seleccionados para este programa realizarán prácticas de Arqueología”, ha declarado Lourdes Girón. El éxito de las convocatorias anteriores ha motivado que se hayan presentado unos 50 aspirantes para las 20 plazas que finalmente se han otorgado en convocatoria competitiva.

En el curso de estas prácticas, los universitarios podrán experimentar de primera lo que significa el trabajo de campo de un arqueólogo, ya que realizarán tareas de estudio y análisis de diferentes sistemas de registro arqueológico; trabajo de campo consistente en la excavación, registro y documentación de diferentes unidades arqueológicas; análisis de las técnicas de protección y conservación de los materiales (cerámicas, metales, materiales orgánicos, etc.) y trabajos de laboratorio (organización y clasificación de materiales, dibujo de material arqueológico, etc.).

Se pretende que los alumnos aprendan a identificar las unidades estratigráficas y proceder al levantamiento de los estratos; conocer las diversas formas de documentación arqueológica en el campo como en el laboratorio; conocer la importancia de la conservación de estructuras; e identificar actividades humanas que se hayan podido desarrollar en un yacimiento arqueológico. Todo ello, “supondrá una valiosa experiencia a la hora de decidir cuál desean que sea su futuro profesional y por dónde orientarán sus carreras una vez terminen sus estudios”, han señalado desde la UCA.

Fuente: teleprensa.com

Caminar entre las casas viñas, propuesta de Patrimonio

29 jul

Viva El Puerto
16/07/2014 17:15

Este viernes 18, a las ocho de la tarde, la propuesta que se ha lanzado al público es pasear por la “Ruta de las Casas Viñas del Pago de Balbaina”. Comentada por técnicos de Patrimonio Histórico, la actividad se ha venido desarrollando en los últimos veranos, desde que el Área de Fomento pusiera en valor la ruta, a través de varios proyectos para arreglar y adecentar los caminos rurales de este entorno.

Los participantes deberán estar a la hora señalada (20:00 horas) frente a la venta El Cepo, en la carretera Jerez-Rota, designado por la organización como punto de encuentro. La teniente de alcalde María Antonia Martínez y el delegado del Área de Fomento, Jesús González, han animado al público para que acudan al paseo vespertino, de unos 8 kilómetros, recordando que van a poder conocer a fondo la zona en la que se localizan muchas de las casas viñas que forman parte de la cultura vitivinícola portuense.

Cabe señalar que la ruta cumplirá con su tercera edición, tras el estreno en la programación del verano 2012 y los buenos resultados del pasado, confiando en que la convocatoria de este año también sea respaldada por portuenses y visitantes. La actividad es gratuita.

Por último, para quienes no puedan estar presente en esta convocatoria y quieran realizar la ruta, debe saber que la misma actividad se repetirá en horario de mañana el próximo 22 de agosto.

Fuente: andaluciainformacion.com

La aventura de la arqueología en Cástulo

29 jul

El yacimiento arqueológico se ha convertido en objetivo de viajeros después de dos descubrimientos incluidos por la National Geographic entre los más importantes del mundo | Se ha vuelto a descubrir el mosaico con una nueva cubierta

Un mosaico está revolucionando Linares. Es algo que trasciende a un simple hallazgo arqueológico y se ha convertido en un fenómeno turístico. En la excavación de 2012, debajo de un metro y medio de tierra, cascotes, escombros y piedras asomó la cara de una anciana que abrigaba con un velo sus arrugas. Una alegoría. Apenas lo vieron, los arqueólogos fueron conscientes de que habían desenterrado un mosaico extraordinario. En un rostro de tres palmos había teselas de 28 colores distintos, que dibujaban la vejez con precisión, con mil matices. Había vidrios y piedras extraordinarias, imposibles de hallar sin viajar a cientos o incluso miles de kilómetros del Cástulo romano, junto al Guadalimar, a cinco kilómetros de la actual Linares (Jaén). Poco a poco fueron apareciendo el resto de escenas. Paris, Selene, cazadores, la primavera y las otras estaciones, animales. Un descubrimiento que asombró al mundo científico. En 2012 National Geographic lo incluyó uno de los 10 hallazgos arqueológicos más importantes del mundo. El Mosaico de los Amores, lo llamaron. Un mosaico poderoso, que habla de amor pero que esconde una historia de muerte, intrigas y dominio. Y que casi 2.000 años después de que artistas probablemente llegados de Roma lo perfilasen tesela a tesela, ha sido capaz de levantar la estima de una toda una ciudad hundida en una crisis industrial y de identidad y que ahora mira a Cástulo, a sus raíces, con esperanza. El Mosaico de los Amores ha obrado el milagro: el yacimiento arqueológico pasó de languidecer en el olvido con 1.700 visitantes en 2010 a bullir con más 40.000 en el último año. Ahora que se ha vuelto a descubrir el mosaico con una nueva cubierta, se espera una nueva avalancha. Además del gran valor histórico del yacimiento, uno de los puntos de interés de la visita a Cástulo es el de asistir al desarrollo de una excavación arqueológica de primer nivel mundial viva, en ejecución, que depara sorpresas continuas y cuyos resultados finales son aún un misterio. En Cástulo se asiste a la aventura de la arqueología y cómo se interpreta la Historia.

“En junio de 2012, durante la segunda fase de excavaciones en el foro romano de la antigua ciudad iberorromana de Cástulo, en Linares (Jaén), un equipo de arqueólogos, del Proyecto Fórum MMX, sacó a la luz un mosaico romano de comienzos o mediados del siglo II, que presenta un vivo colorido y un magnífico estado de conservación, gracias en parte a una capa de ceniza que lo cubría”, explica la National Geographic en un artículo que sitúa a Cástulo a la altura de otras maravillas como el mausoleo de los guerrereos de Xian (China), las Momias «Frankenstein», en South Uist, el templo del sol nocturno en El Zoct (Guatemala, la fortificación de La Bastida en Totana (Murcia), el templo Mayor en Ciudad de México o el asentamiento prehistótico de Solnusata en Bulgaria.Y en 2013 otro pelotazo: los arqueólogos desenterraron un gran león ibero que guardaba una puerta, un hallazgo excepcional que propició que National Geographic incluyese Cástulo por segundo año entre los yacimientos más importantes del mundo. El león se puede ver en el Museo Arqueológico de Linares.

“Lo que se ha excavado hasta ahora es una mímina parte de Cástulo”, aseguran los arqueólogos. Aún así, en torno a Cástulo se ha generado un movimiento formidable. Más de 40.000 visitantes en un año, cifra que multiplica por veinte lo que había tres años antes. Hay 67 personas trabajando en la excavación. Y más de 450 voluntarios en torno a los proyectos en el yacimiento y en el Museo Arqueológico de Linares, que también vive un esplendor desconocido y se llena de visitantes que quieren ver el león. Dos empresas ofrecen visitas teatralizadas. El mosaico y el león son ya símbolos locales. Todo Linares mira ahora hacia Cástulo con orgullo. Hay planes de futuro que conjugan el interés científico y el comercial, pues este verano se va a excavar una zona que se identifica con una judería, sin que a nadie se escape lo que eso significa en términos de turismo internacional. Y todo comenzó con una maldición, y con la cara de una anciana que cubría sus arrugas con un velo y que emergió de debajo de 2.000 años de olvido y metro y medio de escombros.

En la superficie del mosaico hay dos historias de amor universales. Paris le entrega a Hermes la manzana de la Discordia, mientras Afrodita da un paso al frente para recibirla ante las frustradas Hera y Atenea. Paris, hijo del rey de Troya Priamo, había elegido el amor de la mujer más bella del mundo frente a cualquier otro presente. Helena. Hubo romance. Aunque había un problema. Helena estaba casada. Homero contó la historia en la Ilíada. La Guerra de Troya. En otra escena, la diosa Selene recorre la noche en el carro de la Luna por encima del pastor Endimión, que duerme. Los dos están desnudos. Un amor eterno pero también trágico. En la mitología, como en la vida, como tiene un precio. Los dioses concedieron a Endimión la eterna juventud y el amor de una. Diosa, pero solo mientras él duerme. Se aman en sueños, y la vigilia los separa eternamente.

Los arqueólogos han descubierto sin embargo, que el mosaico cuenta también una historia de poder, muerte y violencia. El mito de Paris y la Guerra de Troya remite a Eneas, fundador de Roma. Selene. El imperio. El mosaico, explica Marcelo Castro, director de la excavación que hace el Proyecto Forum MMX, estaba en la sala principal de un edificio dedicado al culto imperial. Fue construido para el espacio de ceremonias de un lugar donde se rendía culto al poder. Eso explica por qué los artistas que lo hicieron probablemente llegaron de Roma, por qué usaron teselas seguramente traídas ex profeso desde los cuatro puntos cardinales del Imperio, del alto y del bajo Egipto, de Tracia, de Galia y Germania …

Un crimen y una maldición deciden el destino del mosaico. Un crimen de Estado cometido a miles de kilómetros de Hispania. En Roma. El 18 de septiembre del año 96 de nuestra era, el emperador Domiciano, el último flavio en cuyo honor se levantó el edificio donde se hizo el mosaico, es asesinado a puñaladas en una intriga cortesana. Nerva es el nuevo emperador. Inmediatamente, el senado -en una decisión que se tomó solo un par de veces más en la historia de Roma- lanzó una maldición: la ‘damnatio memoriae’. La condena de la memoria: las monedas de Domiciano fueron fundidas, se borró hasta su nombre de los registros públicos. Todo lo relacionado con Domiciano debía ser destruido. Incluso su edificio en Cástulo. Paradójicamente, la condena es lo que salva al mosaico e, indirectamente, lo que ha resucitado el yacimiento linarense.

“Hemos encontrado evidencias de que tras la ‘damnatio memoriae’ desmontaron la techumbre, y se demolió uno de los muros de la sala del mosaico. El muro cayó sobre el suelo, y protegió el mosaico durante siglos”, explica Marcelo Castro. Durante el resto de la dominación romana, el edificio permaneció abandonado, en ruinas, condenado como también se condenó al abandono, en pleno centro de una ciudad -una de las más grandes de la Península con casi 40.000 habitantes- toda la plaza diseñada en su entorno. Era el mensaje que Roma lanzaba a sus cuidadanos de este confín del Imperio: así acaban quienes desafían al pueblo romano.

Cruce de caminos

Cástulo, cruce de caminos entre el norte y el sur de la Península, entre el levante y el poniente, el punto navegable más al norte de la cuenca del Guadalquivir, ya sabía de historias que mezclaban el amor y la alta política. En las guerras púnicas, el cartiginés Aníbal lanza la guerra con Roma por la hegemonía en el Mediterráneo. Necesita buenos guerreros y plata para pagarlos. Y lo encuentra en Cástulo, con unas minas de riqueza legendaria, explotadas desde la noche de los tiempos hasta mediado el siglo XX. Buena parte del dinero que mantiene fieles a Cartago a los honderos baleares, a los jinentes númidas, a las falcatas iberas que durante años arrasan la Península Itálica, sale de esas minas. Aníbal paga su precio: se casa con una princesa de Cástulo. Con Himilce.

Tras las guerras púnicas, Cástulo se convierte en ciudad romana. Hasta el siglo V las minas apuntalan su prosperidad. Una riqueza que daba incluso para construir mosaicos en edificios imperiales. Luego llegó el olvido. La decadencia. Progresivamente la ciudad queda desierta. En 1450 un documento asegura que ya solo la habitaban bandidos y saqueadores. Úbeda y Baeza emergen como ciudades imporantes del Renacimiento del Sur. Los obispos y los nobles necesitan piedras, columnas, capiteles y piezas para sus palacios de inspiración clásica. Y tienen Cástulo a un paso. En unos siglos, lo que fue una ciudad importante queda convertida en una meseta yerma.

El expolio continuó durante siglos. En 1968 se hicieron las primeras excavaciones científicas. En los 80 aún se continuaba, pero solo con algunos puntos de la muralla, un aljibe y una zona de termas. Pero el abandono era tal que la única defensa contra los furtivos y los ‘piteros’ durante años fue sembrar el terreno de chapas de refrescos, para volver locos a los detectores de metales. Se tardaron años en construir una valla. Fueron años de promesas y desengaños. Cástulo no renace hasta 2011 con el impulso del Centro Andaluz de Arqueología Ibera y el proyecto Forum MMX. Al formidable hallazgo del Mosaico de los Amores en 2011 le acompañan otro gran mosaico en 2012 y otro bombazo en unas excavaciones impulsadas por la Diputación de Jaén: la aparición de 2013 de un gran león que guardaba una puerta cerca de la muralla.

Fuente: Ideal.es

Recuperados dos cañones del siglo XVIII y restos arqueológicos de la época romana

29 jul

Los cañones se encontraban en una chatarrería y los restos romanos en una nave industrial de Cartagena

MURCIA, 15 May. (EUROPA PRESS) –

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en colaboración con el Servicio de Patrimonio Histórico de la Dirección General de Bienes Culturales y Enseñanzas Artísticas de la Consejería de Educación, Cultura y Universidades, ha desarrollado una investigación en Cartagena que ha permitido recuperar dos cañones del S. XVIII y tres piedras de la época romana, que se encontraban en una chatarrería y en una nave industrial, respectivamente, resultando imputada una persona por supuesto delito de apropiación indebida.

Las actuaciones están enmarcadas en el ‘Plan para la defensa del Patrimonio Histórico Español’ puesto en marcha por la Guardia Civil y que ha llevado consigo la realización de dispositivos específicos de servicio al objeto de incrementar la seguridad del Patrimonio Histórico Español y reducir la actividad delictiva en este sector, según informaron fuentes de la Benemérita en un comunicado.

Gracias a la colaboración ciudadana, guardias civiles del equipo ROCA y del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de Cartagena obtuvieron una valiosa información sobre la situación supuestamente irregular de diversas piezas de un elevado valor histórico que se hallaban en la zona de la ciudad portuaria, por lo que se inició una investigación para esclarecer los hechos.

Los guardias civiles establecieron la primera línea de investigación sobre dos cañones con cientos de años de antigüedad que se hallaban en un establecimiento de gestión de residuos metálicos de Cartagena.

Poco después, los investigadores también hallaron en una nave industrial de Cartagena tres piezas consistentes en una basa toscana, una pileta y un sillar desbastado, todos de la época romana y de un valor arqueológico que aún está por determinar.

COORDINACIÓN CON EL SERVICIO DE PATRIMONIO HISTÓRICO

La Guardia Civil se coordinó con el Servicio de Patrimonio Histórico de la Región de Murcia para concretar la antigüedad de los restos hallados y levantar la correspondiente acta de incautación y depósito de los efectos.

Los cañones y las piezas arqueológicas han sido incautados y depositados de forma cautelar en el Museo Arqueológico Municipal de Cartagena para custodiarlos y evitar su deterioro mientras se determina su titularidad.

Durante la investigación, los guardias civiles detectaron que el ahora imputado, supuestamente, ofertaba las piezas incautadas para su venta.

Al carecer de la preceptiva documentación que acreditara la titularidad de los cañones y los restos arqueológicos, la Benemérita ha procedido a la imputación de la persona en cuyo poder se hallaban los efectos, como presunta autora de delito de apropiación indebida. El imputado, las piezas incautadas y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Cartagena (Murcia).

Fuente: Europapress.es

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 298 seguidores

%d personas les gusta esto: